26 de julio de 2016

Tarta de piña colada (fácil y resulton)

Vi el otro día una receta fácil fácil y resultona en canal cocina, voy a ver si encuentro el enlace para dejaros el vídeo, pero os la cuento por escrito, que seguro que la podeis hacer con unas pocas instrucciones y quedareis fenomenal.

Versión "prefabricada" (la rápida y la mía, claro):

-Base para tarta de pasta brisa,
-Gelatina de piña del súper del corte ingles,
-Nata montada en spray,
-Leche de coco en el súper del corte ingles,
-Piña en almíbar,

Se hace la gelatina con las instrucciones del fabricante sustituyendo la mitad del agua de la mezcla por leche de coco y se deja enfriar en la nevera en un molde de silicona o en un plato del mismo tamaño del molde de la masa (que nos quede un circulo plano de gelatina).
La pasta brisa se hornea previamente, con unos garbancitos encina para que no suba, mas o menos 15 minutos a 200ºC. Se saca y se deja enfriar.
Se le echa nata montada por encima creando una capa gordita encima de la base, después de pone la gelatina (circulo del tamaño del molde) cuando la este solida creando otra capa, a continuación se añade otra capa de nata, alisando la superficie y decorando con trocitos de piña en almibar.
Se mete en la nevera y se desmolda justo antes de servir, muy fría.


Versión casera (mas lenta pero mucho más rica):

-Molde circular metálico o acetato 
-Bizcocho de coco,
-Nata para montar de 35% MG,
-Azúcar,
-Leche de coco,
-Piña en almíbar,
-Laminas de gelatina,
-Ron.

Se hace un bizcocho de coco,con esta receta que os dejo aquí.
Cuando el bizcocho este frío se corta una lamina de unos tres dedos de alto, para crear una base que se baña con una mezcla de almíbar, ron y leche de coco (al gusto, dependiendo de lo fuerte que os guste la tarta, si hay niños...)

Para hacer la gelatina casera, se debe triturar la mitad de la piña en almíbar sin caldo y este puré se calienta con el azúcar en un cazo a fuego lento, hasta que se haga una especie de caramelo, entonces, se añade el agua, la leche de coco y las laminas de gelatina hidratadas, y cuando se deshagan, se retira del fuego y se deja enfriar en un plato mas o menos del mismo tamaño del molde del bizcocho (que nos quede una capa plana de gelatina que después se pueda cortar de forma circular).

La nata se monta con una batidora de varillas, debe estar bien fría para que monte (incluso podeis meter el recipiente en el congelar un ratito antes). Cuando este montada se le añade azúcar, poco a poco y al gusto. Se le echa nata montada por encima creando una capa gordita encima del bizcocho, después de pone la gelatina (circulo del tamaño del molde) cuando la este solida creando otra capa, a continuación se añade otra capa de nata, alisando la superficie y decorando con trocitos de piña en almibar.
Se mete en la nevera y se desmolda justo antes de servir, muy fría.










Blogging tips